Terror sobre mujeres

Cuando se termina el verano, lo único que me anima a verle el lado bueno es pensar en Halloween.  Y cuando empieza el tiempo de película y manta,  una de esas cosas que me anima a crear ambiente son las películas de miedo. Este año he querido hacer algo nuevo y analizar películas de terror sobre mujeres que me parece que pueden aportar algo nuevo sobre el tema.

 

BAJO LA SOMBRA  (2016)

Bajo  las sombras es una película iraní que transcurre en la época postrevolucionaria de Irán. La película comienza con Shideh siendo humillada por su pasado político cuando solicita volver a la facultad de Medicina. En este contexto, Shideh va quedándose cada vez más aislada en el edificio que da lugar a la trama, confundiéndose la realidad con la imaginación y abriendo la puerta a que aparezcan los demonios.  La relación con su hija Dorsha conduce la trama y nos hace pensar que no es tan fácil distinguir la realidad de la imaginación.

XX (2017)

Esta es una película de cuatro historias cortas dirigidas por Jovanka Vuckovic, Annie Clark, Roxanne Benjamin y Karyn Kusama. Cada una de ellas da una diferente visión desde varias tramas diferentes, algunas más fantasiosas y otras escalofriantes por lo real. Presentan imágenes potentes como una madre que siente que la única forma de nutrir a su familia es ser canibalizada o un monstruo vistiendo la piel de tu amiga más tímida.  Muy recomendable si no te apetece una película de sustos.

 

JENNIFER’S BODY (2009)

 

¿Te apetece una comedia de miedo pero Scary Movie te da pereza? Jennifer’s Body es una película dirigida por Karyn Kusama (autora de una de las historias de XX) y escrito por Diablo Cody. Está claro que la publicidad no le hizo justicia. En esta película los tíos de un grupo de música quieren realizar un ritual satánico y para ello necesitan una virgen. ¿Pero qué pasa cuando las chicas ya no son vírgenes? En este caso, que Jennifer se dedica a devorar a los chavales de su pueblo.

 

AMERICAN PSYCHO (2000)

Enterarme de que  una película que se recrea tanto en el sadismo machista estaba dirigida por una mujer (Mary Harron) es algo que no ha podido más que sorprenderme. Igual por eso esta película ha recreado siempre mis peores pesadillas. Un yuppie guapo, bien adaptado que disfruta matando vagabundos y descuartizando mujeres. Unos hombres que se ríen mientras se lanzan tarjetas e ignoran lo muchísimo que disfrutan con la violencia más absoluta. No he podido ver a Christian Bale igual desde que vi esta película.

Facebook Comments
Soy médico y además me gusta escribir. Soy una de las co-creadoras de El Violeta es el nuevo Negro. Me gusta ver Netflix, los blogs de autoras femeninas y pensar en lo que podría ser una buena historia.

Deja un comentario